03
jun

El sector confirma que esta temporada la producción llega con una calidad excelente.

arbol fruto hueso

La campaña de recolección de fruta de hueso comenzó a principios del mes de mayo en la Región de Murcia con muy buenas perspectivas, ya que, aunque la producción es ligeramente inferior a la de 2014, la calidad del producto es la mejor de los últimos años y los precios son “razonables”, según coinciden varias organizaciones agrarias consultadas.

“La calidad es extraordinaria por el calibre, la consistencia y el color”, afirma Pascual Hortelano, responsable del sector de fruta de hueso de la Federación de Cooperativas Agrarias de Murcia (Fecoam). “Este año la fruta es muy buena, como hacía mucho tiempo que no veíamos”, apunta Joaquín Gómez, presidente de la Asociación de Productores Exportadores de Frutas y otros Productos Agrarios (Apoexpa).

La previsión de producción de Fecoam es de 292.000 toneladas, desglosadas de la siguiente forma:

  • melocotón (20.000 toneladas),
  • paraguayo (75.000 toneladas)
  • nectarina (52.000 toneladas)
  • melocotón pavía (62.000 toneladas)
  • albaricoque (65.000 toneladas)
  • ciruela (18.000 toneladas)

La cantidad de albaricoque sí crecerá en torno al 20% por el buen cuaje y el incremento de parcelas cultivadas con esta fruta.

“En todo caso estamos hablando de una producción total con una merma de entre el 8% y el 10% con respecto a 2014, pero la calidad es la mejor de los últimos años con diferencia. Digamos que se han alineado los astros para que la campaña sea buena, pues el cuaje ha sido muy bueno, no hemos tenido heladas considerables ni lluvias nocivas; tampoco ha habido granizadas y está haciendo calor, por lo que la temporada se prevé larga, hasta últimos de julio o primeros de agosto”, explica Pascual Hortelano.

Veto Ruso

El veto ruso es un ‘fantasma’ que sigue planeando en la exportación del sector de la fruta de hueso. “Vamos a ver cómo afecta, pues todavía no sabemos la repercusión. Es la gran incógnita de la temporada en cuanto a la exportación”, precisa Pascual Hortelano.

Por su parte, el presidente de Apoexpa se muestra más optimista: “Debido al veto ruso este año nuestra estrategia es distinta, pues vamos a vender más en otros sitios y hemos buscado nuevos mercados. El veto va a influir, pero mucho menos que el año pasado, cuando fue determinante”.

Gómez afirma que “el mercado de Rusia es muy grande y, obviamente, vamos a notar su ausencia, aunque mirándolo por el lado positivo, si Rusia mantuviese el veto en los próximos años, tendremos la oportunidad de crecer en otros mercados terceros. De momento estamos trabajando con Argelia y Sudáfrica para seguir aumentando nuestras exportaciones, así como en China, donde vamos avanzando los protocolos en materia fitosanitaria para un futuro acceso”.

Comments are closed.